Ir al contenido principal

Crayolas de Colores

Foto: Miguel Ángel Car

Hay colores que te dejan pensando, que te dejan la sensación de vida. ¿En este ajetreado trabajo, en esta muy continua vida, nos detenemos a ver el cielo?

A lo largo de los años, a lo largo de ese indomable ser al que llamamos tiempo ya casi no nos detenemos a nada. Ni siquiera ver el cielo. Que de alguna manera puede recordarnos que somos únicos.

En una tarde cualquiera, cualquier cosa aparece en el cielo mostrándonos que la esperanza se mantiene. Que la esperanza es lo que no se debe perder. En el Antiguo Testamento, se señala que el arcoíris es el pacto con la humanidad para no volver a ser destruida por otro diluvio.
Y eso nos recuerda que los diluvios personales, son esos temporales, raros e intensos antes de que aparezca La señal que esperamos. Con el tiempo aparecen. Con el tiempo nos damos cuenta de ello y nos devuelve la sonrisa.

El ser humano tiene la habilidad de volver a confiar, de esperar (algunas veces ingenuamente) que las cosas pueden cambiar. Y en efecto cambian, los problemas se despejan, las dudas se aclaran y terminan por dibujar con colores en el cielo, con crayolas la esperanza en el cielo.

Hace algunos días en el cielo de San Martin Jilotepeque apareció un arcoíris que por un momento nos hizo mejores personas.

********
Después de todo, las cosas pueden funcionar. Hace algunos días recibí un regalo que no puedo dejar de comentar. Miguel Ángel Pérez, con quien comparto una amistad, me llevó una pequeña sorpresa. Entre los ajetreos de la vida generalmente olvidamos que hay cosas sencillas y elementales en la vida, como lo puede ser conocer y compartir con una persona pasiones tan características como el arte.

Miguel Ángel Pérez es pintor, al conocerlo es ver a una persona sencilla y muy entregada al arte. En sus manos refleja la delicadeza del pincel y la certeza de retratar un lugar, un paisaje, una imagen. Al platicar con él uno se da cuenta la maravilla, la mística, la forma tan hábil de llevar ideas a un lienzo.

Su arte se centra en las mujeres, arte no por demás inspirador por sí sólo. ¿En realidad él comenzó la pintura dibujando mujeres? Pérez responde que no. Que los primeros pincelazos fueron dados en la escuela, fueron un impulso que surge al dibujar, muy bien, mapas en los pizarrones de los maestros que no tenían esta noble habilidad.

Su vida transcurre entre sus pinturas, sus autores favoritos que no teme en citar, parafrasearlos o simplemente recordarlos. No gusta vanagloriarse sobre sus logros. Gusta de disfrutar de su arte como, según sus palabras, un don.

Ha participado en varios certámenes y es constantemente llamado para las subastas de arte que se venden muy bien entre los coleccionistas. Su arte se basa en las mujeres, como ese paisaje inhóspito, hermoso y muchas veces incomprensible que toca enfrentarnos.

Miguel Ángel Pérez, me deja un recuerdo, un regalo suyo. Una Figura de Mujer, como él la tituló. Una hermosa mujer pensante en técnica de acuarela. ¿Por qué una mujer pensante? Pérez me responde ¿Qué mujer no piensa antes de hacer cualquier cosa? Ella está meditando una respuesta, es una mujer que tiene la mirada fija en algo que busca.

Ciertamente es una respuesta que me sorprende. Y me parece certera.

Ángel Elías

Comentarios

el smaily dijo…
bien, bien maistro. Ojalá q como ahora somos internacionales-hispano-guatemalteco-sanmartineco famosos, mínimo nos tomen en cuenta. Buena entrevista la dl último programa, ya sabes que somos fan #1

Entradas más populares de este blog

Otro día de duelo nacional

Guatemala se sumerge en pozo profundo, casi sin fondo. El 8 de marzo de 2017 tendrá que ser una fecha que se recuerde por la muerte de más de una veintena de niñas y jovencitas quemadas en una casa hogar, algo que solo en Guatemala pareciera que sucede.
Este día también se conmemora el Día internacional de la mujer. De esa fecha se recuerda la lucha de mujeres por obtener derechos, que el 25 de marzo de 1911 desembocó en el incendio de la fábrica Triangle Shirtwaist, en Nueva York. Mismo que provocó la muerte de 146 trabajadoras que buscaban mejores condiciones de trabajo.
Un caso similar sucedió en Guatemala, 106 años después. Niñas y jóvenes buscaron ser escuchadas frente a los maltratos que sufrían en el Hogar seguro Virgen de la Asunción y murieron calcinadas por las llamas que aún no se ha esclarecido cómo aparecieron en el recinto. Lo que sí se sabe es el resultado, muerte y desolación, dos palabras tan comunes en Guatemala.
Esto es simplemente inconcebible, la muerte debe parar…

Por si dudaban que Arjona fuera chapín

Ricardo Arjona tuvo un momento incómodo en una entrevista televisada por CNN. Esta no le gustó, se levantó durante el corte y se fue como niño a medio berrinche. Correcto o no, lo hizo.

Lo que es cierto es que le llovieron tanto detractores como fanes y la eterna pelea entre el talento o la falta este se tomó como el tema principal sobre esa actuación.

Arjona tiene una simple razón para no dar entrevistas a medios guatemaltecos, aún se siente dolido por el trato que recibió cuando no era lo “suficientemente famoso”, eso y un par de incidentes que nunca salieron a la luz. Este hecho lo ha vuelto uno de los personajes más escurridizo entre los periodistas guatemaltecos.
Arjona se ofendió con el periodista Camilo Egaña de CNN porque este le dijo que no había escuchado su disco, pero que le interesaba la entrevista para conocer su opinión sobre lo que decían sus detractores de las letras de toda su producción (tema por demás sensible para el creador de Señora de las cuatro décadas).
Arjona si…

Campanas

Un rumor que atraviesa el tiempo
Por Ángel Elías Publicado Revista D Prensa Libre 27/02/2011
Un sonido particular hace que una señora pare en su labor cotidiana, incline la cabeza y se santigüe. Es la melodiosa algarabía que se escucha en todos los barrios de la vieja Guatemala de la Asunción. Son finales del siglo XIX en Guatemala y nada es más profundo que la voz de la Chepona al mediodía. 

Casi todas las ciudades del mundo se reconocen por sus sonidos particulares. Son ese bamboleo de piezas de bronce desde una torre que anuncian el alba, la tarde o el ocaso. Otras veces, un sonido un más discreto desde una carretilla de helados que es el llamado más dulce de nuestra niñez. Las campanas son los acompañantes sonoros  que custodian cotidianamente a nuestras ciudades. Existen campanas para un sinfín de actividades; desde llamar a reuniones eclesiásticas hasta correr por un helado en las plazas nuestras urbes.
Las Campanas tienen una historia particular. Son los anunciantes por excelencia. …