Ir al contenido principal

Movilización


Ella tenía el cabello sobre su rostro, riso por riso se desplomaba desde el cielo en una lluvia sentimientos encontrados. Era el paso de un huracán, una sinfonía de colores que iluminaba la noche. En una orquestada tormenta de deseos. Entre los cabellos asoman dos ojos que iluminan el camino hacia cualquier destino. ¿Acaso los humanos estamos hechos para responder de maneras salvajes a nuestros instintos?

Nada se interpuso entre el deseo y los hechos. Ni las manos temblorosas ante nuestras bocas llenas de palabras dulces. En segundos, en minutos y en horas encontramos nuestros destinos entrelazados. Un beso al aire, marcó la pauta de salida a nuestros miedos.

Nada se recorre más suavemente que el inicio de sus piernas, el final de su espalda o la cima de sus bustos. A veces se necesita de un impulso muy sutil u otras veces intenso para entender que el deseo y las fuerzas pueden más que la razón.

Esa noche desconectamos las razones para estar separados. Y activamos un encuentro telúrico inexplicable. Dos sistemas corpóreos que se necesitaban.

El punto de partida inició en tu cintura. Navegué guiándome por tu olor y la luz de tu cabello suelto que ocultaba, con sus nubes, por momentos tus ojos.

La curvatura de tu cuerpo marcaba el camino a recorrer. Tus caderas entonces dibujaban cordilleras rocallosas, firmes e incólumes. La infinitud de tus piernas se perdía en el horizonte. Allí donde se pierde la dimisión de la razón. 

Está prohibido enamorarse, dijiste antes digitar con impulsos eléctricos en mi cerebro cada uno de tus poros. Y beber, a sorbos lentos, tu aliento. Lanzarse a la mar de tu cuerpo es la empresa heroica de todo marinero aventurero, osado y casi suicida. Encontrar islas en tu cuerpo que nos proteja de las tormentas de tus sueños y no terminar como un naufragio más en tu vida.

He regresado vivo de esta intrépida historia. No se cuántos han vuelto o cuantos se han perdido en los cantos de las sirenas que se ocultan en tu mirada. Tampoco me interesa. 

Pero el viaje ha valido la pena, porque he vuelto con conchas de coral, besos acaramelados, cabellos enredados en las manos, peces de colores al cerrar los ojos.

Al final de la jornada, del viaje a las dimensiones de tu cuerpo, de tu virginal forma de explorar el cuerpo, entiendo que un paso en falso me haría zozobrar en tu corazón y el en peor de los casos, tú en el mío.

Ángel Elías

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Otro día de duelo nacional

Guatemala se sumerge en pozo profundo, casi sin fondo. El 8 de marzo de 2017 tendrá que ser una fecha que se recuerde por la muerte de más de una veintena de niñas y jovencitas quemadas en una casa hogar, algo que solo en Guatemala pareciera que sucede.
Este día también se conmemora el Día internacional de la mujer. De esa fecha se recuerda la lucha de mujeres por obtener derechos, que el 25 de marzo de 1911 desembocó en el incendio de la fábrica Triangle Shirtwaist, en Nueva York. Mismo que provocó la muerte de 146 trabajadoras que buscaban mejores condiciones de trabajo.
Un caso similar sucedió en Guatemala, 106 años después. Niñas y jóvenes buscaron ser escuchadas frente a los maltratos que sufrían en el Hogar seguro Virgen de la Asunción y murieron calcinadas por las llamas que aún no se ha esclarecido cómo aparecieron en el recinto. Lo que sí se sabe es el resultado, muerte y desolación, dos palabras tan comunes en Guatemala.
Esto es simplemente inconcebible, la muerte debe parar…

Por si dudaban que Arjona fuera chapín

Ricardo Arjona tuvo un momento incómodo en una entrevista televisada por CNN. Esta no le gustó, se levantó durante el corte y se fue como niño a medio berrinche. Correcto o no, lo hizo.

Lo que es cierto es que le llovieron tanto detractores como fanes y la eterna pelea entre el talento o la falta este se tomó como el tema principal sobre esa actuación.

Arjona tiene una simple razón para no dar entrevistas a medios guatemaltecos, aún se siente dolido por el trato que recibió cuando no era lo “suficientemente famoso”, eso y un par de incidentes que nunca salieron a la luz. Este hecho lo ha vuelto uno de los personajes más escurridizo entre los periodistas guatemaltecos.
Arjona se ofendió con el periodista Camilo Egaña de CNN porque este le dijo que no había escuchado su disco, pero que le interesaba la entrevista para conocer su opinión sobre lo que decían sus detractores de las letras de toda su producción (tema por demás sensible para el creador de Señora de las cuatro décadas).
Arjona si…

Campanas

Un rumor que atraviesa el tiempo
Por Ángel Elías Publicado Revista D Prensa Libre 27/02/2011
Un sonido particular hace que una señora pare en su labor cotidiana, incline la cabeza y se santigüe. Es la melodiosa algarabía que se escucha en todos los barrios de la vieja Guatemala de la Asunción. Son finales del siglo XIX en Guatemala y nada es más profundo que la voz de la Chepona al mediodía. 

Casi todas las ciudades del mundo se reconocen por sus sonidos particulares. Son ese bamboleo de piezas de bronce desde una torre que anuncian el alba, la tarde o el ocaso. Otras veces, un sonido un más discreto desde una carretilla de helados que es el llamado más dulce de nuestra niñez. Las campanas son los acompañantes sonoros  que custodian cotidianamente a nuestras ciudades. Existen campanas para un sinfín de actividades; desde llamar a reuniones eclesiásticas hasta correr por un helado en las plazas nuestras urbes.
Las Campanas tienen una historia particular. Son los anunciantes por excelencia. …