Comienza la era Morales



Esta tarde vi el ascenso de Jimmy Morales a la presidencia de la república de Guatemala. Con toda la palabrería que identifica a los políticos de los países de este lado del trópico. Un justo presidente para un país que se construye en la esperanza de lo que no sucederá. 

Y sí, pienso que Jimmy Morales será el presidente permisivo, tibio y sin ideología, que dejará pasar todo frente a sus narices y se ocultará de los problemas, los esconderá bajo la alfombra de la sala. Para él este será el mejor país del mundo. Pero no lo es, este sitio tiene serios problemas que hay que entrarle de frente, de los que hay que hablar, los que hay que solucionar, pero principalmente hay que conocerlos, algo que pienso que no lo podrá hacer.

Morales es el reflejo del chapín promedio, el creador de la frase, “fíjese que”, que piensa que todo se arregla con chapuces, que todo tiene un arreglo debajo de la mesa y de la frase “regaleme”. Ese es Jimmy, el mismo que salió con una camisa de la selección nacional en una conferencia de prensa, porque piensa que este es el mejor futbol del mundo. El que menciona  a Dios en sus discursos porque piensa que eso lo volverá alguien bueno. El que menciona frases del himno nacional porque es el único texto poético que sabe, y a la vez no sabe que es poético. Jimmy Morales representa al chapín, no hay nada de extraño  que sea su presidente.

Claro, Jimmy no logrará ser un presidente excepcional, porque no tiene esas cualidades, porque en su frase de “ni corrupto, ni ladrón” trata de convencer a una población que quiere creer a fuerza de falacias. “Cero tolerancia a la corrupción” es otra de sus frases, ¿le recuerda a alguien?

El nuevo presidente se sumerge en una administración pública que va a la quiebra, con una deuda enorme, un agujero fiscal sin precedentes y la desconfianza del guatemalteco para tributar, que hará de su gubernatura una tortura, o tal vez no. Tal vez solo se dedique a decir que Tikal es bonito, que Izabal tiene playas preciosas o que en Guatemala las mujeres son chulas. Es un riesgo.

Jimmy Morales tiene una responsabilidad que probablemente no comprenda, sabe que es el futuro de un país, pero creo que no sabe qué país. O es que acaso algún guatemalteco sabe en qué país vive, si claro, los hay, pero eso no gobernarán los próximos cuatro años. 

Creo que Guatemala tuvo una gran señal de alerta, si un tipo como Morales llegó a la presidencia es porque algo estamos haciendo mal, algo está fallando.

El reto de Guatemala es reconstruir el país, es reconocer que los defectos más grandes de nuestra sociedad radican en nuestras decisiones políticamente inmaduras. Ahora tenemos a Morales, mañana puede ser que el país ya no se pueda rescatar.

Ángel Elías

Comentarios

Entradas populares